content top

La ciudad de los cansados

La ciudad de los cansados
La bebé (tendría unos dos años) finalmente vomitó. Pero antes hubo muchas cosas. Nora bailó sus primeras sevillanas de oído. No es fácil bailar olvidando las reglas y las lecciones aprendidas. No es fácil divertirse arrinconando lo que una vez te enseñaron de forma aburrida. Ni dar vueltas y vueltas en una sala repleta de gente porque lo único que quieres es volar con tu...